sábado, 13 de diciembre de 2008

Observación de nuestro cielo en Diciembre 2008 y Enero 2009


Cielo de Enero 2009 en el Hemisferio Sur: Observación usando telescopio

Nota para leer este articulo: Primero va el Nombre de la estrella, segundo la Constelación a la que pertenece, su AR y su Dec, Tipo de cuerpo celeste y por último su Descripción.


NGC 2070, Nebulosa de la Tarántula
Dorado
5h 38m 36.00s -69° 05' 60.0"
Nebulosa de emisión
Con una magnitud aparente de 8, la Nebulosa de la Tarántula es un objeto extremadamente luminoso, considerando que se encuentra a unos 170.000 años luz de distancia. Su luminosidad es tal, que si se encontrara a la misma distancia de la Tierra que la Nebulosa de Orión, llegaría a producir sombras. De hecho, es la región de formación estelar más activa conocida dentro de las galaxias del Grupo Local. En su centro se encuentra el cúmulo estelar R136a, extraordinariamente compacto, que produce la mayor parte de la energía que hace visible la nebulosa. Otro cúmulo notable, Hodge 301, está situado a unos 150 años luz del centro de la nebulosa.


Theta Eridani, Acamar
Eridanus
2h 58m 16s -40º 18'
Estrella múltiple
La estrella principal, Theta1, es de magnitud +3,18 y pertenece a la clase espectral A4. Su compañera, Theta2, se encuentra a una distancia 8,2'', es de clase espectral A1 y tiene una magnitud de +4,11. Ambas son blanco-azuladas.


Beta Monocerotis
Monoceros
6h 28m 49.00s -07° 01' 58.0"
Estrella múltiple
Beta Monocerotis, situada a 690 años luz, es un sistema estelar triple, en el cual, curiosamente las tres estrellas son iguales: blanco-azuladas de tipo espectral B3 V. De oeste a este han sido nombradas con las letras A, B y C. Con una masa de 7, 6,2 y 6 veces la masa solar respectivamente, se estima su edad en 34 millones de años (compárese con los 4500 millones de años de edad del Sol). Las tres tienen altas velocidades de rotación (entre 123 y más de 300 km/s) y son estrellas Be. Las componentes B y C están más próximas (590 UA), mientras que la componente A orbita alrededor del par a 1570 UA, con un período orbital de al menos 14.000 años. Con un pequeño telescopio se puede observar el sistema, siendo la componente A la más brillante (magnitud +4,6), mientras que las magnitudes de B y C son 5,4 y 5,6 respectivamente.


NGC 2264
Monoceros
6h 41m 06.00s +09° 52' 60.0"
Cúmulo y Nebulosa
NGC 2264 es un cúmulo abierto que L.S. Copeland lo denominó "árbol de navidad". Se trata de un cúmulo envuelto en un nebulosidad conocida como Nebulosa del Cono, configuración que sólo es posible discernir fotográficamente.


Sigma Orionis
Orion
05h 38m 44.80s -2° 36'
Estrella múltiple
Es un sistema de cinco estrellas en la constelación de Orión. El principal componente es el binario, Sigma Orionis AB. La más brillante, Sigma Orionis A, es una estrella azul con una magnitud aparente visual de +4,2 y es una de las más luminosas estrellas conocidas. Sigma Orionis B es una estrella azul del tipo B. Esta estrella es famosa entre los astrónomos amateurs por ser en realidad un sistema múltiple de varias estrellas muy brillantes y azuladas, mientras que para los astrónomos profesionales es importante por ser la estrella de más masa del cúmulo estelar del mismo nombre, sigma Orionis.


Kappa Puppis, Markab
Puppis
7h 38m 49.30s -26° 48' 06.0"
Estrella múltiple
Sistema doble formado por dos estrellas blanco azuladas casi idénticas. Están separadas por 9,9" de arco y sus magnitudes son de 4,5 y 4,6. Pueden ser observadas con un telescopio de 60mm de apertura.


M1, La Nebulosa del Cangrejo
Taurus
05h 34m 31.97s +22° 00' 52.1"
Nebulosa difusa
Nebulosa del Cangrejo. Esta nubecilla fue el resultado de la explosión de una supernova, que fue vista en el año 1054. A 30x, la nebulosa se ve como una pequeña nebulosidad ovalada, en un área poblada por estrellas de distintas magnitudes. Cuando se usa un filtro, se elimina cierta cantidad de dichas estrellas (las más débiles), y resulta más cómoda la observación de la nebulosa, aunque no se produce una mejora significativa en el objeto.


NGC 3132, Nebulosa del Anillo del Sur
Vela
10h 07m 00.00s -40° 26' 00.0"
Nebulosa Planetaria
Es conocida también con el nombre de Nebulosa del Anillo del Sur. Tiene un diámetro de cerca de medio año luz, y a una distancia de 2000 años luz de la Tierra es también una de las nebulosas planetarias más próximas. Los gases que se expanden desde el centro lo hacen a una velocidad de 15 km/s. Imágenes obtenidas con el Telescopio Espacial Hubble claramente muestran dos estrellas cerca del centro de la nebulosa, una brillante (de magnitud 10,1) y otra más tenue. Esta última es la responsable del material expulsado que forma la nebulosa. Esta estrella, mucho más pequeña ahora que el Sol, es extremadamente caliente y emite radiación ultravioleta que hace que los gases resplandezcan por fluorescencia. La estrella actualmente más brillante está en un estadio anterior de su evolución estelar.

Que observar en el mes de Diciembre desde el Hemisferio Sur usando telescopio

Nota: Aparece Nombre de la estrella, Constelación a la que pertenece, su AR Dec, Tipo de cuerpo celeste y su Descripción.


Gamma Andromedae, Alamak
Andrómeda
02h 03m 54.0s +42º 19' 47''
Estrella múltiple
Con pequeños telescopios se puede resolver en una estrella doble con ambas componentes separadas unos 10 segundos de arco, siendo un objetivo interesante para el astrónomo aficionado. La estrella más brillante del par, ?1 Andromedae, tiene magnitud aparente +2,19 y es una gigante naranja brillante de tipo espectral K3 IIb con un radio 80 veces mayor que el radio solar. Su luminosidad es unas 2000 veces mayor que la del Sol. La otra componente, ?2 Andromedae, es a su vez una estrella binaria, formada por una estrella de tipo espectral B8 V y otra de tipo A0 V. Estas dos estrellas están separadas 33 UA y su período orbital es de 63,7 años. La más brillante de ellas vuelve a ser una binaria espectroscópica, con las dos componentes muy próximas entre sí con una órbita en la que emplean 2,7 días.


NGC 7293, Nebulosa de la Hélice
Aquarius
22h 29m 38.55s -20° 50' 13.6"
Nebulosa planetaria
La Nebulosa de la Hélice. Esta nebulosa es un ejemplo de nebulosa planetaria formada por una estrella similar al Sol en los últimos estadios de su vida. Los gases expulsados por la estrella aparecen desde nuestra perspectiva como si viéramos una hélice desde arriba, de donde proviene su nombre. La estrella remanente se está convirtiendo en una enana blanca. La edad de la nebulosa, basada en su ritmo de expansión, se estima en unos 10.600 años aproximadamente.


Gamma Arietis, Mesartim
Ara
01h 53min 31.8s +19º 17' 37''
Estrella múltiple
Es una estrella binaria cuyas dos componentes, gamma1 Arietis e gamma2 Arietis, tienen un brillo similar y se pueden resolver fácilmente al estar separadas 8 segundos de arco. Se encuentra a 204 años luz de distancia de la Tierra. Gamma1 Arietis es una estrella blanca de tipo espectral B9 V y es la más caliente de las dos, con una temperatura de 11.000 K. Gamma2 Arietis, de magnitud +4,75, es de tipo espectral A1p, de color azul, y tiene una luminosidad comprendida entre 43 y 52 soles.


NGC 2070, Nebulosa de la Tarántula
Dorado
5h 38m 36.00s -69° 05' 60.0"
Nebulosa de emisión
Con una magnitud aparente de 8, la Nebulosa de la Tarántula es un objeto extremadamente luminoso, considerando que se encuentra a unos 170.000 años luz de distancia. Su luminosidad es tal, que si se encontrara a la misma distancia de la Tierra que la Nebulosa de Orión, llegaría a producir sombras. De hecho, es la región de formación estelar más activa conocida dentro de las galaxias del Grupo Local. En su centro se encuentra el cúmulo estelar R136a, extraordinariamente compacto, que produce la mayor parte de la energía que hace visible la nebulosa. Otro cúmulo notable, Hodge 301, está situado a unos 150 años luz del centro de la nebulosa.


Theta Eridani, Acamar
Eridanus
2h 58m 16s -40º 18'
Estrella múltiple
La estrella principal, Theta1, es de magnitud +3,18 y pertenece a la clase espectral A4. Su compañera, Theta2, se encuentra a una distancia 8,2'', es de clase espectral A1 y tiene una magnitud de +4,11. Ambas son blanco-azuladas.


Beta Monocerotis
Monoceros
6h 28m 49.00s -07° 01' 58.0"
Estrella múltiple
Beta Monocerotis, situada a 690 años luz, es un sistema estelar triple, en el cual, curiosamente las tres estrellas son iguales: blanco-azuladas de tipo espectral B3 V. De oeste a este han sido nombradas con las letras A, B y C. Con una masa de 7, 6,2 y 6 veces la masa solar respectivamente, se estima su edad en 34 millones de años (compárese con los 4500 millones de años de edad del Sol). Las tres tienen altas velocidades de rotación (entre 123 y más de 300 Km./s) y son estrellas Be. Las componentes B y C están más próximas (590 UA), mientras que la componente A orbita alrededor del par a 1570 UA, con un período orbital de al menos 14.000 años. Con un pequeño telescopio se puede observar el sistema, siendo la componente A la más brillante (magnitud +4,6), mientras que las magnitudes de B y C son 5,4 y 5,6 respectivamente.


NGC 2264
Monoceros
6h 41m 06.00s +09° 52' 60.0"
Cúmulo y Nebulosa


NGC 2264 es un cúmulo abierto que L.S. Copeland lo denominó "árbol de navidad". Se trata de un cúmulo envuelto en una nebulosidad conocida como Nebulosa del Cono, configuración que sólo es posible discernir fotográficamente.


Sigma Orionis
Orión
05h 38m 44.80s -2° 36'
Estrella múltiple
Es un sistema de cinco estrellas en la constelación de Orión. El principal componente es el binario, Sigma Orionis AB. La más brillante, Sigma Orionis A, es una estrella azul con una magnitud aparente visual de +4,2 y es una de las más luminosas estrellas conocidas. Sigma Orionis B es una estrella azul del tipo B. Esta estrella es famosa entre los astrónomos amateurs por ser en realidad un sistema múltiple de varias estrellas muy brillantes y azuladas, mientras que para los astrónomos profesionales es importante por ser la estrella de más masa del cúmulo estelar del mismo nombre, sigma Orionis.


Kappa Puppis, Markab
Puppis
7h 38m 49.30s -26° 48' 06.0"
Estrella múltiple
Sistema doble formado por dos estrellas blanco azuladas casi idénticas. Están separadas por 9,9" de arco y sus magnitudes son de 4,5 y 4,6. Pueden ser observadas con un telescopio de 60mm de apertura.


M1, La Nebulosa del Cangrejo
Taurus
05h 34m 31.97s +22° 00' 52.1"
Nebulosa difusa
Nebulosa del Cangrejo. Esta nubecilla fue el resultado de la explosión de una supernova, que fue vista en el año 1054. A 30x, la nebulosa se ve como una pequeña nebulosidad ovalada, en un área poblada por estrellas de distintas magnitudes. Cuando se usa un filtro, se elimina cierta cantidad de dichas estrellas (las más débiles), y resulta más cómoda la observación de la nebulosa, aunque no se produce una mejora significativa en el objeto.


M33, Galaxia del Triángulo
Triangulum
01h 33.9m +30° 39'
Galaxia espiral
Galaxia del Triángulo. Para el observador, esta galaxia puede apreciarse a simple vista bajo condiciones excepcionalmente buenas; para la mayoría de las personas, es el objeto más lejano visible a simple vista (Hay raros informes de que algunos astrónomos de ojos de lince lograron ver M81 bajo condiciones excepcionales, pero esto es realmente excepcional en todos los sentidos). Se destaca con unos buenos binoculares, pero como su considerable brillo total se distribuye con bastante uniformidad por un área unas cuatro veces mayor que la cubierta por la Luna llena, su brillo superficial es extremadamente bajo. Por lo tanto, es difícil o imposible ver esta galaxia en telescopios que no permitan poca ampliación.

Cielos de Enero 2009 en el Hemisferio Sur: Observación usando prismáticos

M36
Auriga
5h 36m 18.00s +34º 08'
Cúmulo abierto
Este es el primero de los tres cúmulos abiertos brillantes en la parte sur de la constelación de Auriga, incluido en el catálogo de Messier (los otros dos son M37 y M38). Los tres han sido registrados por primera vez por Giovanni Batista Hodierna antes de 1654, como apuntó Kenneth Glyn Jones; sin embargo, estos descubrimientos salieron a la luz muy tarde en 1984, así que Le Gentil lo redescubrió independientemente. Charles Messier le incluyó en su catálogo el 2 de septiembre de 1764.


M37
Auriga
5h 52m 18.00s +32º 33'
Cúmulo abierto
Aunque M37 es el más brillante de 3 cúmulos abiertos al sur de Auriga, este clúster no fue visto por Le Gentil cuando redescubrió M36 y M 38 en 1749, así que le correspondió a Charles Messier descubrir éste por su cuenta el 2 de septiembre de 1764.


M38
Auriga
5h 28m 42s +35° 51' 18"
Cúmulo abierto
Sus brillantes estrellas trazan una forma parecida a la letra griega Pi, o incluso (según Webb) a una "cruz oblicua". A una distancia de 4.200 años luz, su diámetro angular de aproximadamente 20º, se corresponde a 25 años luz, similares a las de su vecino más distante M37.


M41
Canis Major
6h 46m 00.00s -20° 45' 00.0"
Cúmulo abierto
M41 yace a unos 4 grados casi exactamente al sur de Sirio, la estrella más brillante del cielo. Contiene sobre 100 estrellas, incluyendo varias gigantes rojas (o naranjas), la más brillante es de tipo espectral K3 y magnitud 6,9, y está situada cerca del centro del cúmulo. Esta estrella es unas 700 veces más luminosa que nuestro Sol. Las estrellas están distribuidas sobre un volumen de unos 25 o 26 años luz de diámetro, y todas se alejan de nosotros a 34 km/seg. Al estar a una distancia de 2 300 años luz, aparecen dispersas sobre un área de 38 minutos de arco de diámetro.


NGC 2516, El pesebre del sur
Carina
7h 58m 06.00s -60° 45' 00.0"
Cúmulo abierto
Es un cúmulo abierto en la constelación de Carina. Ocasionalmente es conocido como El Pesebre del Sur, por su similitud con el cúmulo M44. Está formado por más de 100 estrellas, la más brillante de ellas una gigante roja cerca del centro de magnitud aparente +5. Es un cúmulo muy joven, con una edad de tan sólo 150 millones de años.


NGC 2808
Carina
09h 12m 02.6s -64º 51' 46.2"
Cúmulo globular
Se encuentra a medio camino entre Aspidiske y Miaplacidus. De magnitud aparente 6,2, es un cúmulo muy compacto (clase I). Se encuentra a 31.200 años luz de la Tierra y a 36.200 años luz del centro galáctico. Usando la Cámara Avanzada para Investigaciones del Hubble se ha medido el brillo y color de las estrellas del cúmulo, permitiendo a los astrónomos clasificar diferentes poblaciones de estrellas. Se han encontrado tres distintas poblaciones, ya que cada generación sucesiva aparece ligeramente más azul. Esta diferencia de color sugiere que las generaciones sucesivas contienen diferente mezcla de algunos elementos químicos.


NGC 3114
Carina
10h 02m 36.0s -60° 07' 00.0"
Cúmulo abierto
Es un cúmulo abierto en la constelación de Carina, a unos 2º de la estrella variable V337 Carinae. De magnitud aparente 4,2, es visible a simple vista. Se encuentra a unos 3000 años luz de distancia y su edad es de unos 100 millones de años.


NGC 3293
Carina
10h 35m 48.00s -58° 13' 00.0"
Cúmulo abierto
Las calientes estrellas azules brillan fantásticamente en este cúmulo abierto de estrellas o galaxia recién formada. Este cúmulo, NGC 3293, está ubicado en la constelación de Carina, más o menos a 8000 años luz de distancia de la Tierra y tiene una alta abundancia de estas estrellas jóvenes y brillantes. Un estudio de NGC 3293 denota que estas estrellas tienen una edad de 6 millones de años, mientras que las estrellas rojas de este mismo cúmulo parecen tener alrededor de 20 millones de años. Si es verdadera la formación de estrellas en este cúmulo abierto tomaría al menos 15 millones de años.


IC 2602, Las Pléyades del sur
Carina
10h 42m 54.00s -64° 24' 00.0"
Cúmulo abierto
Cúmulo abierto en la Constelación de Carina. Se encuentra a una distancia de 480 años luz. La magnitud visual aparente es de 1.9 y se extiende unos 50 minutos de arco. Fue descubierto por Lacaille en 1751 en Sud África. Se le conoce también como las Pléyades del Sur. Es visible a simple vista.


NGC 3372, La Gran Nebulosa de Carina
Carina
10h 45m 06.00s -59° 51' 60.0"
Nebulosa
Conocida como la Gran Nebulosa en Carina, es hogar de estrellas masivas y nebulosas cambiantes. Eta Carina, la estrella más energética en la nebulosa, era una de las estrellas más luminosas en el cielo de 1830, pero desde entonces ha decaído rápidamente. La Nebulosa del Ojo de la cerradura (Keyhole), visible cerca del centro, aloja algunas de las estrellas más masivas conocidas, que también han cambiado su apariencia. La Nebulosa de Carina se extiende por unos 300 años-luz y se encuentra a unos 7.000 años-luz de nosotros, en la constelación de Carina. En la última década, Eta Carina ha emitido grandes destellos de luz e incluso podría explotar como una supernova dentro de los próximos mil años.


NGC 3532
Carina
11h 05m 12.00s -58° 44' 00.0"
Cúmulo abierto
NGC 3532 es un cúmulo abierto amplio y muy rico en estrellas brillantes. Observable con binoculares y telescopio a bajos aumentos. Es un cúmulo abierto muy extenso. Con 10x se pueden resolver cerca de 32 estrellas. Se localiza en el mismo campo de visión que Eta Carinae, a la izquierda y un poco hacia abajo.


Omicron Ceti, Mira
Cetus
2h 19m 20.70s -02º 58' 39.0"
Estrella pulsante
Fue la primera estrella pulsante de la que se tuvo constancia. Se calcula que su diámetro, cambiante, es una 300 veces mayor que el del Sol y éste puede llegar a variar hasta un 15% en cada pulsación. Su brillo es en ocasiones equivalente al de una estrella de segunda magnitud y otras veces no alcanza la quinta. Sorprendentemente, los astrónomos modernos han descubierto recientemente otra característica impactante de Mira: una cola enorme como las de los cometas cercanos a los 13 años luz de tamaño.


LMC, Gran Nube de Magallanes
Dorado
05h 23m 34.5s -69° 45' 11"
Galaxia espiral barrada
Gran Nube de Magallanes (abreviada como LMC, del inglés Large Magellanic Cloud). Es una galaxia enana, satélite de la Vía Láctea y miembro del Grupo Local. Se encuentra a unos 160.000 años luz (unos 50.000 pársec) de distancia, siendo la tercera galaxia más próxima a la Vía Láctea después de la galaxia Enana de Canis Major y la galaxia Enana Elíptica de Sagitario (SagDEG). Es visible a simple vista como un débil objeto en el hemisferio austral terrestre situado entre las constelaciones de Dorado y Mensa. La Gran Nube de Magallanes contiene unos 10.000 millones de estrellas y tiene un diámetro de aproximadamente 35.000 años luz. Su masa es unas 10.000 millones de veces la masa solar, una décima parte de la masa de la Vía Láctea. Como gran parte de las galaxias irregulares, la Gran Nube es muy rica en gas y polvo, y actualmente atraviesa una fase de gran actividad en cuanto a formación estelar.


M35
Géminis
06h 9.1m +24° 2'
Cúmulo abierto
Incluso el ojo desnudo encuentra el cúmulo fácilmente cerca de las 3 estrellas de los pies de las gemelas (Gemini) cuando las condiciones de observación son buenas. Un instrumento óptico discreto resolverá las estrellas más brillantes y permitirá una magnifica visión a bajos aumentos, un cúmulo casi circular con una distribución estelar casi uniforme. En los telescopios, los aumentos bajos y los accesorios para ampliar el campo ocular constituyen la mejor forma de observar M35.


M48
Hydra
08h 13.7m -05° 45'
Cúmulo abierto
M48 es un objeto bastante notable y debe poder ser visto por el ojo desnudo bajo buenas condiciones. Los binoculares más pequeños, o telescopios, muestran un grupo de unas 50 estrellas más brillantes que la magnitud 13, siendo el número total de al menos 80. Su edad está estimada en unos 300 millones de años.


Gamma Leporis
Lepus
05h 44m 27.8s -22º 26' 54''
Estrella múltiple
Es un sistema estelar cuya componente principal, Gamma Leporis A, es una enana amarilla de tipo espectral F6-7 V, similar a Zavijava (Betha Virginis) y también, aunque en menor medida, al Sol. Su magnitud aparente es +3,59 y su luminosidad es de 2,6 soles. Es algo mayor que el Sol en cuanto a diámetro (1,3 veces mayor) y masa (1,2 veces la masa solar). Su edad se estima en 2700 millones de años. Gamma Leporis B, a una distancia de 864 UA de la componente A, es una enana naranja de tipo K2 V, con un 25% de la luminosidad del Sol. Está catalogada como una variable BY Draconis y recibe el designado variable AK Leporis. Una tercera estrella, que se llamó Gamma Leporis C (LTT 2368), aunque posee un movimiento similar a través del espacio parece no estar físicamente unida al par Gamma Leporis AB ya que está separada al menos 9000 UA.


NGC 2232
Monoceros
6h 28m 00.00s -04° 51' 00.0"
Cúmulo abierto
Cúmulo abierto en Monoceros, localizado en las cercanías de beta Monocerotis. Se destaca la estrella brillante 10 Monocerotis dentro del cúmulo (mag. 5.06).


NGC 2244
Monoceros
6h 31m 54.00s +04° 57' 00.0"
Cúmulo abierto
En el corazón de la Nebulosa Roseta yace un brillante cúmulo abierto de estrellas que ilumina la nebulosa. Las estrellas de NGC 2244 formadas por el gas colindante se formaron hace sólo cuatro millones de años y emiten luz y viento que definen la apariencia actual de la nebulosa hoy. La luz de alta energía proveniente de las estrellas jóvenes brillantes de NGC 2244 ioniza las nubes de hidrógeno cercanas, creando una apariencia rojiza a esta nebulosa de emisión.


M50
Monoceros
07h 03.2m -08° 20'
Cúmulo abierto
El cúmulo abierto M50 se encuentra probablemente a unos 3 200 años luz de distancia. Su diámetro angular es de cerca de 15x20' que corresponde a una extensión lineal de 20 años luz aproximadamente, su densa parte central es de apenas unos 10' o 10 años luz de diámetro.


M42, La Nebulosa de Orión
Orión
05h 35m 17.3s -05° 23' 28"
Nebulosa difusa
La Nebulosa de Orión es muy fácil de encontrar, ya que rodea al cúmulo de Theta Orionis, visto a simple vista como la Espada de Orión. En condiciones bastante buenas, la nebulosa misma puede ser vislumbrada a simple vista como una tenue nebulosidad alrededor de esta estrella. Situada a unos 1 600 (o quizás 1 500) años luz, la Nebulosa de Orión es la nebulosa difusa más del cielo, visible a simple vista, y digna de ser vista en telescopios de todo tamaño, desde los prismáticos más pequeños hasta los más grandes observatorios con base en Tierra y el Telescopio Espacial Hubble.


Zeta Phoenicis
Phoenix
1h 08m 23.10s -55° 14' 45.0"
Estrella doble y variable
Estrella a la vez variable y doble. El componente más brillante, una binaria eclipsada del mismo tipo que Algol, fluctúa entre las magnitudes 3,9 y 4,4 cada 40 horas. La estrella más tenue, de magnitud 8, puede verse con un telescopio pequeño.


L2
Puppis
07h 13min 32.32s -44º 38' 23.1''
Estrella variable
L2 Puppis es una gigante roja de tipo espectral M5III. Su temperatura superficial es más fría que la del Sol, 3400 K, y su luminosidad está comprendida entre 1500 y 2400 veces la del Sol. La mayor parte de la radiación que emite es radiación infrarroja y no luz visible. Posiblemente L2 Puppis se encuentra en las primeras etapas de su muerte como estrella, con un núcleo inerte de carbono y oxígeno. Pierde masa por medio del viento estelar que sopla desde su superficie, aunque la baja velocidad de éste -del orden de unos pocos km/s-, sugiere que la estrella se encuentra en sus primeras fases como variable Mira. El gas y el polvo en torno a la estrella producen un máser de monóxido de silicio.


M47
Puppis
7h 36m 36.00s -14° 29' 00.0"
Cúmulo abierto
El M47 está a una distancia de unos 1.600 años luz desde la Tierra con una edad estimada de alrededor de 78 millones de años. Hay unas 50 estrellas en este cúmulo, siendo la más brillante de una magnitud 5,7.


M46
Puppis
7h 41m 48.00s -14° 49' 00.0"
Cúmulo abierto
M46 está a una distancia de unos 5.400 años luz desde la Tierra con una edad estimada de unos 300 millones de años. El cúmulo contiene unas 500 estrellas de las cuales 150 son más brillantes que magnitud 13. Su diámetro espacial es de alrededor 30 años luz. La nebulosa planetaria NGC 2438 parece estar situada dentro del cúmulo pero en realidad es un objeto en primer plano.


NGC 2451
Puppis
7h 45m 18.00s -37° 58' 00.0"
Cúmulo abierto
NGC 2451 está compuesto por 50-100 estrellas, entre las que destaca la luminosa c Puppis, gigante amarilla de magnitud aparente +3,6. La más caliente del grupo tiene tipo espectral B8. No obstante, en 2003 Hünsch et al demostraron que NGC 2451 no es un único cúmulo, sino dos cúmulos en la misma línea de visión: NGC 2451 A, a 206 pársec de distancia, y NGC 2451 B, a 370 pársec.[1] La edad de NGC 2451 A se estima entre 50 y 80 millones de años, y la de NGC 2451 B en 50 millones de años.


NGC 253
Sculptor
00h 47m 33s -25° 17'
Galaxia espiral
Apenas a unos 10 millones de años luz de distancia, NGC 253 es una de las más cercanas galaxias espirales, un miembro de un pequeño grupo que se extiende por la constelación austral del Escultor. Parece ser alargada a causa de que la vemos casi de canto. Esta galaxia es una de las más polvorientas conocidas, y buena parte de sus detalles internos están ocultos por la materia oscura que se puede ver en forma de manchas contra las estrellas de fondo.


47 Tucanae
Tucán
0h 24m 06.00s -72° 05' 00.0"
Cúmulo globular
Las estrellas van por racimos. De los más de 200 cúmulos estelares globulares que orbitan el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, 47 Tucanae es el segundo más brillante (detrás de Omega Centauri). Conocido también como 47 Tuc o NGC 104, sólo es visible desde el hemisferio sur. La luz que tarda unos 20.000 años en llegar desde 47 Tuc hasta nosotros puede verse cerca de SMC, en la constelación de Tucán. Las estrellas gigantes rojas son particularmente fáciles de ver en esta imagen. Aún no comprendemos bien la dinámica de las estrellas cercanas al centro de 47 Tuc, especialmente porqué hay tan pocos sistemas binarios allí.


Beta Tucanae
Tucán
0h 31m 32.70s -62° 57' 29.0"
Estrella múltiple
Beta Tucanae es un grupo de seis estrellas en la constelación de Tucana que parecen estar al menos débilmente vinculadas en un sistema estelar. Tres de estas estrellas son suficientemente luminosas para recibir denominaciones de Bayer: Beta1 Tucanae, Beta2 Tucanae y Beta Tucanae. Se encuentran a unos 140 años luz de la Tierra. Las tres son a su vez estrellas dobles.


SMC, Pequeña Nube de Magallanes
Tucán
0h 52m 36.00s -72° 48' 00.0"
Galaxia irregular
La Pequeña Nube de Magallanes (abreviada como SMC, del inglés Small Magellanic Cloud), también conocida como NGC 292, es una galaxia irregular, a veces clasificada como una galaxia enana, en órbita alrededor de la Vía Láctea a unos 200.000 años luz de distancia, siendo uno de los objetos más lejanos visibles a simple vista. Contiene más de 3.000 millones de estrellas. Está ubicada en la constelación de Tucana, a unos -72 grados de latitud celeste. Junto con la Gran Nube de Magallanes (ubicada 20 grados más al este) es una de las galaxias vecinas más cercanas a la Vía Láctea, conformando el Grupo Local con la galaxia de Andrómeda y otras cercanas. Se especula que la Pequeña Nube de Magallanes fue alguna vez una galaxia espiral barrada, que fue distorsionada por la Vía Láctea. Todavía conserva una estructura central en forma de barra.


NGC 2547
Vela
8h 10m 12.00s -49° 12' 00.0"
Cúmulo abierto
Dos grados al sur de gamma se encuentra este cúmulo abierto; contiene estrellas con alcance de luminosidad moderado. El cúmulo cubre un tercio de grado, visible con telescopios de 100mm.


IC 2391
Vela
8h 39m 36.00s -52° 55' 00.0"
Cúmulo abierto
Dos grados al norte y un poco al oeste de Delta Velorum está este cúmulo, conocido también como cúmulo de Omicron Velorum. Este cúmulo se ve mejor con prismáticos que con telescopio.


Que observar en Diciembre en el hemisferio Sur: Usando prismáticos.

Nota: Orden del texto: Nombre de la estrella, Constelación a la que pertenece, su AR y Dec, Tipo de cuerpo celeste y su descripción:

M31, Galaxia de Andrómeda
Andrómeda
00h 42.8m +41° 16'
Galaxia espiral
La Galaxia de Andrómeda, también conocida como M31 o NGC 224, es una galaxia espiral gigante. Es el objeto visible a simple vista más alejado de la Tierra. Está a 2,5 millones de años luz (775 kpc) en dirección a la constelación de Andrómeda. Es la más grande de las galaxias del Grupo Local, que consiste en aproximadamente 30 pequeñas galaxias más tres grandes galaxias espirales: Andrómeda, la Vía Láctea y la Galaxia del Triángulo.

M41
Canis Mayor
6h 46m 00.00s -20° 45' 00.0"
Cúmulo abierto
M41 yace a unos 4 grados casi exactamente al sur de Sirio, la estrella más brillante del cielo. Contiene sobre 100 estrellas, incluyendo varias gigantes rojas (o naranjas), la más brillante es de tipo espectral K3 y magnitud 6,9, y está situada cerca del centro del cúmulo. Esta estrella es unas 700 veces más luminosa que nuestro Sol. Las estrellas están distribuidas sobre un volumen de unos 25 o 26 años luz de diámetro, y todas se alejan de nosotros a 34 Km. /seg. Al estar a una distancia de 2 300 años luz, aparecen dispersas sobre un área de 38 minutos de arco de diámetro.

NGC 2516, El pesebre del sur
Carina
7h 58m 06.00s -60° 45' 00.0"
Cúmulo abierto
Es un cúmulo abierto en la constelación de Carina. Ocasionalmente es conocido como El Pesebre del Sur, por su similitud con el cúmulo M44. Está formado por más de 100 estrellas, la más brillante de ellas una gigante roja cerca del centro de magnitud aparente +5. Es un cúmulo muy joven, con una edad de tan sólo 150 millones de años.

NGC 2808
Carina
09h 12m 02.6s -64º 51' 46.2"
Cúmulo globular
Se encuentra a medio camino entre Aspidiske y Miaplacidus. De magnitud aparente 6,2, es un cúmulo muy compacto (clase I). Se encuentra a 31.200 años luz de la Tierra y a 36.200 años luz del centro galáctico. Usando la Cámara Avanzada para Investigaciones del Hubble se ha medido el brillo y color de las estrellas del cúmulo, permitiendo a los astrónomos clasificar diferentes poblaciones de estrellas. Se han encontrado tres distintas poblaciones, ya que cada generación sucesiva aparece ligeramente más azul. Esta diferencia de color sugiere que las generaciones sucesivas contienen diferente mezcla de algunos elementos químicos.

R Carinae
Carina
09h 32m 14.6s -62° 47' 20?
Estrella pulsante
Es una variable pulsante tipo Mira. Su brillo varia de una magnitud +3.9 a +10.5 con un períodos de 308.71 días. Las variables tipo Mira son supergigantes rojas de temperatura moderada que experimentan pulsaciones muy amplias. En períodos que por lo usual duran muchos meses, pueden aumentar su brillo 2,5 y hasta 11 magnitudes antes de volver a opacarse. La propia Mira, u Omicron Ceti, varía de magnitud 2 a magnitud 10 en un período de 332 días.

Omicron Ceti, Mira
Cetus
2h 19m 20.70s -02º 58' 39.0"
Estrella pulsante
Fue la primera estrella pulsante de la que se tuvo constancia. Se calcula que su diámetro, cambiante, es unas 300 veces mayor que el del Sol y éste puede llegar a variar hasta un 15% en cada pulsación. Su brillo es en ocasiones equivalente al de una estrella de segunda magnitud y otras veces no alcanza la quinta. Sorprendentemente, los astrónomos modernos han descubierto recientemente otra característica impactante de Mira: una cola enorme como las de los cometas cercanos a los 13 años luz de tamaño.

LMC, Gran Nube de Magallanes
Dorado
05h 23m 34.5s -69° 45' 11"
Galaxia espiral barrada
Gran Nube de Magallanes (abreviada como LMC, del inglés Large Magellanic Cloud). Es una galaxia enana, satélite de la Vía Láctea y miembro del Grupo Local. Se encuentra a unos 160.000 años luz (unos 50.000 pársec) de distancia, siendo la tercera galaxia más próxima a la Vía Láctea después de la galaxia Enana de Canis Major y la galaxia Enana Elíptica de Sagitario (Sag DEG). Es visible a simple vista como un débil objeto en el hemisferio austral terrestre situado entre las constelaciones de Dorado y Mensa. La Gran Nube de Magallanes contiene unos 10.000 millones de estrellas y tiene un diámetro de aproximadamente 35.000 años luz. Su masa es unas 10.000 millones de veces la masa solar, una décima parte de la masa de la Vía Láctea. Como gran parte de las galaxias irregulares, la Gran Nube es muy rica en gas y polvo, y actualmente atraviesa una fase de gran actividad en cuanto a formación estelar.

M35
Géminis
06h 9.1m +24° 2'
Cúmulo abierto
Incluso el ojo desnudo encuentra el cúmulo fácilmente cerca de las 3 estrellas de los pies de las gemelas (Gemini) cuando las condiciones de observación son buenas. Un instrumento óptico discreto resolverá las estrellas más brillantes y permitirá una magnifica visión a bajos aumentos, un cúmulo casi circular con una distribución estelar casi uniforme. En los telescopios, los aumentos bajos y los accesorios para ampliar el campo ocular constituyen la mejor forma de observar M35.


Gamma Leporis
Lepus
05h 44m 27.8s -22º 26' 54''
Estrella múltiple
Es un sistema estelar cuya componente principal, Gamma Leporis A, es una enana amarilla de tipo espectral F6-7 V, similar a Zavijava (Betha Virginis) y también, aunque en menor medida, al Sol. Su magnitud aparente es +3,59 y su luminosidad es de 2,6 soles. Es algo mayor que el Sol en cuanto a diámetro (1,3 veces mayor) y masa (1,2 veces la masa solar). Su edad se estima en 2700 millones de años. Gamma Leporis B, a una distancia de 864 UA de la componente A, es una enana naranja de tipo K2 V, con un 25% de la luminosidad del Sol. Está catalogada como una variable BY Draconis y recibe el designador variable AK Leporis. Una tercera estrella, que se llamó Gamma Leporis C (LTT 2368), aunque posee un movimiento similar a través del espacio parece no estar físicamente unida al par Gamma Leporis AB ya que está separada al menos 9000 UA.

M50
Monoceros
07h 03.2m -08° 20'
Cúmulo abierto
El cúmulo abierto M50 se encuentra probablemente a unos 3 200 años luz de distancia. Su diámetro angular es de cerca de 15x20' que corresponde a una extensión lineal de 20 años luz aproximadamente, su densa parte central es de apenas unos 10' o 10 años luz de diámetro.

NGC 2232
Monoceros
6h 28m 00.00s -04° 51' 00.0"
Cúmulo abierto
Cúmulo abierto en Monoceros, localizado en las cercanías de beta Monocerotis. Se destaca la estrella brillante 10 Monocerotis dentro del cúmulo (mag. 5.06).

NGC 2244
Monoceros
6h 31m 54.00s +04° 57' 00.0"
Cúmulo abierto
En el corazón de la Nebulosa Roseta yace un brillante cúmulo abierto de estrellas que ilumina la nebulosa. Las estrellas de NGC 2244 formadas por el gas colindante se formaron hace sólo cuatro millones de años y emiten luz y viento que definen la apariencia actual de la nebulosa hoy. La luz de alta energía proveniente de las estrellas jóvenes brillantes de NGC 2244 ioniza las nubes de hidrógeno cercanas, creando una apariencia rojiza a esta nebulosa de emisión.

Cr 69
Orión
05h 32m +10º 00'
Cúmulo abierto
Cúmulo abierto de magnitud 2,8. Tiene 20 estrellas y una nebulosa asociada.

M42, La Nebulosa de Orión
Orión
05h 35m 17.3s -05° 23' 28"
Nebulosa difusa
La Nebulosa de Orión es muy fácil de encontrar, ya que rodea al cúmulo de Theta Orionis, visto a simple vista como la Espada de Orión. En condiciones bastante buenas, la nebulosa misma puede ser vislumbrada a simple vista como una tenue nebulosidad alrededor de esta estrella. Situada a unos 1 600 (o quizás 1 500) años luz, la Nebulosa de Orión es la nebulosa difusa más del cielo, visible a simple vista, y digna de ser vista en telescopios de todo tamaño, desde los prismáticos más pequeños hasta los más grandes observatorios con base en Tierra y el Telescopio Espacial Hubble.

Kappa Pavonis
Pavo
18h 56m 57.00s -67° 14' 01.0"
Estrella variable
Es una variable cefeida típica, cuyo brillo varía entre magnitud entre 3,91 y 4,78, con un periodo uniforme de 9,1 días.

NGC 6752
Pavo
19h 10m 54.00s -59° 59' 00.0"
Cúmulo globular
Tiene una magnitud aparente de 5,40 y un tamaño aparente de 55,3 arco minutos. Queda uno impactado con la belleza y majestuosidad de este cúmulo con un simple telescopio de 8 pulgadas. NGC 6752 bien puede ser uno de los objetos más hermosos del cielo nocturno.


Zeta Phoenicis
Phoenix
1h 08m 23.10s -55° 14' 45.0"
Estrella doble y variable
Estrella a la vez variable y doble. El componente más brillante, una binaria eclipsada del mismo tipo que Algol, fluctúa entre las magnitudes 3,9 y 4,4 cada 40 horas. La estrella más tenue, de magnitud 8, puede verse con un telescopio pequeño.

L2
Puppis
07h 13min 32.32s -44º 38' 23.1''
Estrella variable
L2 Puppis es una gigante roja de tipo espectral M5III. Su temperatura superficial es más fría que la del Sol, 3400 K, y su luminosidad está comprendida entre 1500 y 2400 veces la del Sol. La mayor parte de la radiación que emite es radiación infrarroja y no luz visible. Posiblemente L2 Puppis se encuentra en las primeras etapas de su muerte como estrella, con un núcleo inerte de carbono y oxígeno. Pierde masa por medio del viento estelar que sopla desde su superficie, aunque la baja velocidad de éste -del orden de unos pocos Km./s-, sugiere que la estrella se encuentra en sus primeras fases como variable Mira. El gas y el polvo en torno a la estrella producen un máser de monóxido de silicio.

M46
Puppis
7h 41m 48.00s -14° 49' 00.0"
Cúmulo abierto
M46 está a una distancia de unos 5.400 años luz desde la Tierra con una edad estimada de unos 300 millones de años. El cúmulo contiene unas 500 estrellas de las cuales 150 son más brillantes que magnitud 13. Su diámetro espacial es de alrededor 30 años luz. La nebulosa planetaria NGC 2438 parece estar situada dentro del cúmulo pero en realidad es un objeto en primer plano.

M47
Puppis
7h 36m 36.00s -14° 29' 00.0"
Cúmulo abierto
El M47 está a una distancia de unos 1.600 años luz desde la Tierra con una edad estimada de alrededor de 78 millones de años. Hay unas 50 estrellas en este cúmulo, siendo la más brillante de una magnitud 5,7.

NGC 2451
Puppis
7h 45m 18.00s -37° 58' 00.0"
Cúmulo abierto
NGC 2451 está compuesto por 50-100 estrellas, entre las que destaca la luminosa c Puppis, gigante amarilla de magnitud aparente +3,6. La más caliente del grupo tiene tipo espectral B8. No obstante, en 2003 Hünsch et al. Demostraron que NGC 2451 no es un único cúmulo, sino dos cúmulos en la misma línea de visión: NGC 2451 A, a 206 pársec de distancia, y NGC 2451 B, a 370 pársec.[1] La edad de NGC 2451 A se estima entre 50 y 80 millones de años, y la de NGC 2451 B en 50 millones de años.

NGC 2477
Puppis
7h 52m 12.00s -38° 32' 00.0"
Cúmulo abierto
Es un cúmulo abierto descubierto por Abbe Lacaille en 1751 y fácil de localizar ya que se encuentra situado en el mismo campo visual que HR 3084, una estrella de magnitud 4,49. Tiene magnitud 5,8 siendo su tamaño angular de 27' de arco. Está compuesto por unas 300 estrellas a partir de magnitud 12 y se encuentra a una distancia de unos 4.200 años luz. Se le calcula una edad de unos 700 millones de años.

NGC 253
Sculptor
00h 47m 33s -25° 17'
Galaxia espiral
Apenas a unos 10 millones de años luz de distancia, NGC 253 es una de las más cercanas galaxias espirales, un miembro de un pequeño grupo que se extiende por la constelación austral del Escultor. Parece ser alargada a causa de que la vemos casi de canto. Esta galaxia es una de las más polvorientas conocidas, y buena parte de sus detalles internos están ocultos por la materia oscura que se puede ver en forma de manchas contra las estrellas de fondo.

47 Tucanae
Tucán
0h 24m 06.00s -72° 05' 00.0"
Cúmulo globular
Las estrellas van por racimos. De los más de 200 cúmulos estelares globulares que orbitan el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, 47 Tucanae es el segundo más brillante (detrás de Omega Centauri). Conocido también como 47 Tuc o NGC 104, sólo es visible desde el hemisferio sur. La luz que tarda unos 20.000 años en llegar desde 47 Tuc hasta nosotros puede verse cerca de SMC, en la constelación de Tucán. Las estrellas gigantes rojas son particularmente fáciles de ver en esta imagen. Aún no comprendemos bien la dinámica de las estrellas cercanas al centro de 47 Tuc, especialmente porqué hay tan pocos sistemas binarios allí.

Beta Tucanae
Tucan
0h 31m 32.70s -62° 57' 29.0"
Estrella múltiple
Beta Tucanae es un grupo de seis estrellas en la constelación de Tucana que parecen estar al menos débilmente vinculadas en un sistema estelar. Tres de estas estrellas son suficientemente luminosas para recibir denominaciones de Bayer: Beta1 Tucanae, Beta2 Tucanae y Beta Tucanae. Se encuentran a unos 140 años luz de la Tierra. Las tres son a su vez estrellas dobles.

SMC, Pequeña Nube de Magallanes
Tucan
0h 52m 36.00s -72° 48' 00.0"
Galaxia irregular
La Pequeña Nube de Magallanes (abreviada como SMC, del inglés Small Magellanic Cloud), también conocida como NGC 292, es una galaxia irregular, a veces clasificada como una galaxia enana, en órbita alrededor de la Vía Láctea a unos 200.000 años luz de distancia, siendo uno de los objetos más lejanos visibles a simple vista. Contiene más de 3.000 millones de estrellas. Está ubicada en la constelación de Tucana, a unos -72 grados de latitud celeste. Junto con la Gran Nube de Magallanes (ubicada 20 grados más al este) es una de las galaxias vecinas más cercanas a la Vía Láctea, conformando el Grupo Local con la galaxia de Andrómeda y otras cercanas. Se especula que la Pequeña Nube de Magallanes fue alguna vez una galaxia espiral barrada, que fue distorsionada por la Vía Láctea. Todavía conserva una estructura central en forma de barra.

IC 2391
Vela
8h 39m 36.00s -52° 55' 00.0"
Cúmulo abierto
Dos grados al norte y un poco al oeste de Delta Velorum está este cúmulo, conocido también como cúmulo de Omicron Velorum. Este cúmulo se ve mejor con prismáticos que con telescopio.

NGC 2547
Vela
8h 10m 12.00s -49° 12' 00.0"
Cúmulo abierto
Dos grados al sur de gamma se encuentra este cúmulo abierto; contiene estrellas con alcance de luminosidad moderado. El cúmulo cubre un tercio de grado, visible con telescopios de 100mm.
Edificio que alberga al Depto. de Astronomía de la UMCE en Santiago.



Cielo de Enero 2009 en el Hemisferio Sur: Observación a simple vista

Alfa Aurigae, Capella
Auriga
05h 16m 41.36s +45º 59' 52.9''
Estrella múltiple
Capella es una estrella cuádruple, pero su condición de estrella doble fue reconocida primero por el espectrógrafo y medida posteriormente en 1919 con el interferómetro. La separación visual de las componentes A y B no supera los 0,05 arcsec, correspondiendo a una separación real de 0,73 UA. Se mueven a lo largo de una órbita prácticamente circular con un periodo orbital de 104 días.
Alfa Canis Majoris, Sirius
Canis Major
6h 45m 08.90s -16° 42' 58.0"
Estrella múltiple
Es la estrella más brillante del cielo nocturno vista desde la Tierra, de una magnitud -1,46 situada en la constelación de Can Mayor. Es un astro blanco que está situado a 8,7 años luz, siendo la quinta estrella más cercana al Sol. Este cuerpo celeste en realidad está compuesto por dos estrellas que viajan juntas, vinculadas por la fuerza de la gravedad, describiendo una trayectoria con forma de espiral. Debido a ciertas perturbaciones en la órbita de estas estrellas se hipotetiza que puede existir una tercer estrella (Sirio C).
Alfa Canis Minoris, Procyon
Canis Minor
07h 39m 18s +05° 13'
Estrella múltiple
Es una de las estrellas más cercanas a nuestro Sistema Solar, a sólo 11,41 años luz. Al igual que Sirio, es una estrella binaria: la estrella principal, (Procyon A) tiene una débil enana blanca (Procyon B) de compañera. Su más cercana vecina es la Estrella de Luyten, en el Monoceros o Unicornio, a 0,34 pársec o 1,11 años luz. Procyon A es una estrella blanca amarillenta más o menos 7,5 veces mayor y más que el Sol, de tipo espectral F. De hecho, por ser brillante a pesar de su tipo, se cree que es una subgigante, o sea que ya acabó de fundir su hidrógeno en helio y ha comenzado a expandirse.
Alfa Carinae, Canopus
Carina
06h 23min 57.10s -52º 41' 45.0''
Estrella
Con una luminosidad 20.000 veces mayor que nuestro Sol, es la estrella de mayor brillo intrínseco en un radio de 700 años luz. Es por ejemplo mucho más luminosa que Sirio (alfa Canis Majoris), cuya luminosidad equivale únicamente a unas 22 veces la del Sol. Canopus es una gigante luminosa o supergigante blanco-amarilla de tipo espectral F0II con una temperatura de 7800 K. Las supergigantes de tipo F como Canopus son escasas y mal conocidas; pueden ser estrellas evolucionando hacia gigantes rojas, o por el contrario estrellas regresando desde la fase de gigante roja.
Alfa Centauri, Rigil Kentaurus
Centaurus
14h 39m 35.90s -60° 50' 07.0"
Estrella múltiple
Es el sistema estelar más cercano al Sol, a unos 4,36 años luz de distancia. Es un sistema formado por tres estrellas que a simple vista parece la estrella más brillante de la constelación del Centauro. El sistema está formado por tres estrellas que se mantienen unidas por efecto de la gravedad, que giran entre sí formando un sistema estable tan antiguo como el nuestro. Alfa Centauri A es una estrella amarilla del mismo tipo que el Sol, y Alfa Centauri B una estrella naranja de tipo K. Ambas giran entre sí en una órbita que dura unos 80 años. Como tienen masas parecidas, parece que giran alrededor de un punto imaginario del espacio llamado centro de masas, que está situado en la región formada por la intersección de las órbitas. La tercera estrella es Próxima Centauri, que gira alrededor de las dos anteriores a mucha más distancia, en una gran órbita con una excentricidad tal que actualmente está en discusión si realmente orbita en torno al centro de gravedad de Alfa Centauro A y B. En caso que lo esté, dicha órbita dura aproximadamente un millón de años, y actualmente estaría en el punto cuya distancia al Sistema Solar es mínima. Se trata de una estrella pequeña y roja que sólo se puede ver a través de telescopios potentes.
Beta Centauri, Hadar
Centaurus
14h 03m 49.40s -60° 22' 23.0"
Estrella múltiple
Hadar o Agena es la segunda estrella más brillante de la constelación de Centaurus y la undécima del firmamento. Su magnitud aparente es +0,60. A 525 años luz de distancia, Hadar es una estrella gigante blanco-azulada de magnitud absoluta -5,42, intrínsecamente mucho más luminosa que Alfa Centauri pero 120 veces más alejada. En 1935 J.G. Voute identificó a Hadar como una estrella doble, dándola el identificador VOU 31. La compañera, Hadar B, tiene tipo espectral B8 y magnitud 4, y está separada de la estrella primaria 1,3 segundos de arco, habiendo permanecido igual desde su descubrimiento aunque el ángulo de posición ha variado ligeramente. Esto indica que el período orbital es muy grande, si es que realmente están gravitacionalmente unidas. La componente principal, Hadar A, es, a su vez una binaria espectroscópica, con ambas componentes casi idénticas -de tipo espectral B1 o B2- y con un período orbital de 357 días.
Alfa Eridani, Achernar
Eridanus
01h 37m 42.85s -57º 14' 12.33"?
Estrella
Es una estrella de primera magnitud que se encuentra en la constelación de Erídano. Es de color blanco azulado y es circumpolar desde latitudes australes superiores a 32º 45' S (y, por lo tanto, nunca es visible desde latitudes boreales superiores a 32º 45' N). Se encuentra a unos 144 años luz de la tierra y su magnitud aparente es +0,45, por lo que su luminosidad intrínseca es unas 1076 veces la del Sol.
Alfa Geminorum, Castor
Gemini
07h 34m 36s +31º 53' 18''
Estrella múltiple
Es un sistema múltiple de 6 componentes. Visualmente, Cástor es una estrella binaria cuyas componentes, Cástor A y Cástor B se mueven en una órbita excéntrica (e=0,343) con un período orbital de 467 años. A su vez, cada una de las componentes es una binaria espectroscópica. Por otra parte, Cástor tiene una acompañante tenue separada unos 72 segundos de arco, Cástor C, cuyo paralaje y movimiento propio es igual al del par Cástor AB. Cástor C es también una binaria espectroscópica y además una binaria eclipsante.
Beta Geminorum, Pollux
Gemini
07h 45m 18.95s +28º 01' 34.3''
Estrella
Pólux es una estrella gigante naranja de tipo espectral K0 IIIb. Situada a 33,7 años luz de distancia, es la gigante naranja más próxima a la Tierra.
Beta Orionis, Rigel
Orion
05h 14m 32.268s -08º 12' 05.98"
Estrella múltiple
Rigel es una supergigante blanco-azulada de clase B8 Ia. Se la considera un sistema triple, en el cual la estrella principal es orbitada por dos compañeras, Rigel B y C, cuya distancia entre ellas es de 28 UA, que giran en torno a Rigel A como una unidad, a un distancia de la misma de 2.000 UA.
Alfa Orionis, Betelgeuse
Orion
05h 55m 10.307s +07º 24' 25.35"
Estrella
Es la novena estrella más brillante en el cielo, una supergigante roja. El color característico de esta estrella proviene de las bajas temperaturas de su exterior (unos 3000 K) y muestra que la estrella ha agotado ya la mayor parte del combustible nuclear que le proporciona su energía (fusión del hidrógeno) por lo que se encuentra al final de su vida.
Alfa Tauri, Aldebaran
Taurus
04h 35m 55.2s +16º 30' 33"
Estrella
Situada a 65,1 años luz de distancia, Aldebarán es una estrella gigante naranja de tipo espectral K5 III con una temperatura superficial de unos 4000 K. Tiene una estrella acompañante distante, Aldebarán B, de magnitud +13,50. Es una enana roja de tipo espectral M2 V, cuya masa puede ser el 15% de la masa solar y su radio el 36% del radio solar. Su separación actual con Aldebarán A es de 607 UA.En 1997 se anunció el descubrimiento de un planeta gigante, Aldebarán b, alrededor de la estrella principal.
Caldwell 41, Hyades
Taurus
04h 27.0m +15° 52'
Cúmulo abierto
Es un cúmulo estelar abierto localizado en la constelación de Tauro. Sus estrellas más brillantes forman una "V" oblicua alrededor de la gran gigante Aldebarán, la estrella más brillante en el campo visual, la cual no es parte de este cúmulo. Las Híades están a 151 años luz de distancia de la Tierra. Consta de 80 estrellas situadas en una esfera de 12 pársec de diámetro, cuyo centro está a 37 pársec de la Tierra.
M45, Pleyades
Taurus
03h 47.10m +24° 07' 32"
Cúmulo abierto
M45, Las Siete Hermanas o Cabrillas, es un objeto visible a simple vista en el cielo nocturno con un prominente lugar en la mitología antigua, situado a un costado de la constelación Tauro. Las Pléyades son un puñado de estrellas muy jóvenes las cuales se sitúan a una distancia aproximada de 450 años luz de la Tierra y están contenidas en un espacio de treinta años luz.


Que observar en el mes de Diciembre desde el hemisferio Sur a simple vista:

Nota aclaratoria: Primero va el nombre de la estrella, segundo la constelación a la que pertenece, tercero el AR y la Dec, cuarto el Tipo de cuerpo celeste y por último su descripción.

Alfa Aurigae, Capella
Auriga
05h 16m 41.36s +45º 59' 52.9''
Estrella múltiple
Capella es una estrella cuádruple, pero su condición de estrella doble fue reconocida primero por el espectrógrafo y medida posteriormente en 1919 con el interferómetro. La separación visual de las componentes A y B no supera los 0,05 arcsec, correspondiendo a una separación real de 0,73 UA. Se mueven a lo largo de una órbita prácticamente circular con un periodo orbital de 104 días.

Alfa Canis Majoris, Sirius
Canis Major
6h 45m 08.90s -16° 42' 58.0"
Estrella múltiple
Es la estrella más brillante del cielo nocturno vista desde la Tierra, de una magnitud -1,46 situada en la constelación de Can Mayor. Es un astro blanco que está situado a 8,7 años luz, siendo la quinta estrella más cercana al Sol. Este cuerpo celeste en realidad está compuesto por dos estrellas que viajan juntas, vinculadas por la fuerza de la gravedad, describiendo una trayectoria con forma de espiral. Debido a ciertas perturbaciones en la órbita de estas estrellas se hipotetiza que puede existir una tercer estrella (Sirio C).

Alfa Canis Minoris, Procyon
Canis Minor
07h 39m 18s +05° 13'
Estrella múltiple
Es una de las estrellas más cercanas a nuestro Sistema Solar, a sólo 11,41 años luz. Al igual que Sirio, es una estrella binaria: la estrella principal, (Procyon A) tiene una débil enana blanca (Procyon B) de compañera. Su más cercana vecina es la Estrella de Luyten, en el Monoceros o Unicornio, a 0,34 pársec o 1,11 años luz. Procyon A es una estrella blanca amarillenta más o menos 7,5 veces mayor y más que el Sol, de tipo espectral F. De hecho, por ser brillante a pesar de su tipo, se cree que es una subgigante, o sea que ya acabó de fundir su hidrógeno en helio y ha comenzado a expandirse.

Alfa Carinae, Canopus
Carina
06h 23min 57.10s -52º 41' 45.0''
Estrella
Con una luminosidad 20.000 veces mayor que nuestro Sol, es la estrella de mayor brillo intrínseco en un radio de 700 años luz. Es por ejemplo mucho más luminosa que Sirio (alfa Canis Majoris), cuya luminosidad equivale únicamente a unas 22 veces la del Sol. Canopus es una gigante luminosa o supergigante blanco-amarilla de tipo espectral F0II con una temperatura de 7800 K. Las supergigantes de tipo F como Canopus son escasas y mal conocidas; pueden ser estrellas evolucionando hacia gigantes rojas, o por el contrario estrellas regresando desde la fase de gigante roja.

Alfa Centauri, Rigil Kentaurus
Centaurus
14h 39m 35.90s -60° 50' 07.0"
Estrella múltiple
Es el sistema estelar más cercano al Sol, a unos 4,36 años luz de distancia. Es un sistema formado por tres estrellas que a simple vista parece la estrella más brillante de la constelación del Centauro. El sistema está formado por tres estrellas que se mantienen unidas por efecto de la gravedad, que giran entre sí formando un sistema estable tan antiguo como el nuestro. Alfa Centauri A es una estrella amarilla del mismo tipo que el Sol, y Alfa Centauri B una estrella naranja de tipo K. Ambas giran entre sí en una órbita que dura unos 80 años. Como tienen masas parecidas, parece que giran alrededor de un punto imaginario del espacio llamado centro de masas, que está situado en la región formada por la intersección de las órbitas. La tercera estrella es Próxima Centauri, que gira alrededor de las dos anteriores a mucha más distancia, en una gran órbita con una excentricidad tal que actualmente está en discusión si realmente orbita en torno al centro de gravedad de Alfa Centauro A y B. En caso que lo esté, dicha órbita dura aproximadamente un millón de años, y actualmente estaría en el punto cuya distancia al Sistema Solar es mínima. Se trata de una estrella pequeña y roja que sólo se puede ver a través de telescopios potentes.

Beta Centauri, Hadar
Centaurus
14h 03m 49.40s -60° 22' 23.0"
Estrella múltiple
Hadar o Agena es la segunda estrella más brillante de la constelación de Centaurus y la undécima del firmamento. Su magnitud aparente es +0,60. A 525 años luz de distancia, Hadar es una estrella gigante blanco-azulada de magnitud absoluta -5,42, intrínsecamente mucho más luminosa que Alfa Centauri pero 120 veces más alejada. En 1935 J.G. Voute identificó a Hadar como una estrella doble, dándola el identificador VOU 31. La compañera, Hadar B, tiene tipo espectral B8 y magnitud 4, y está separada de la estrella primaria 1,3 segundos de arco, habiendo permanecido igual desde su descubrimiento aunque el ángulo de posición ha variado ligeramente. Esto indica que el período orbital es muy grande, si es que realmente están gravitacionalmente unidas. La componente principal, Hadar A, es, a su vez una binaria espectroscópica, con ambas componentes casi idénticas -de tipo espectral B1 o B2- y con un período orbital de 357 días.

Alfa Eridani, Achernar
Eridanus
01h 37m 42.85s -57º 14' 12.33"?
Estrella
Es una estrella de primera magnitud que se encuentra en la constelación de Erídano. Es de color blanco azulado y es circumpolar desde latitudes australes superiores a 32º 45' S (y, por lo tanto, nunca es visible desde latitudes boreales superiores a 32º 45' N). Se encuentra a unos 144 años luz de la tierra y su magnitud aparente es +0,45, por lo que su luminosidad intrínseca es unas 1076 veces la del Sol.

Alfa Orionis, Betelgeuse
Orión
05h 55m 10.307s +07º 24' 25.35"
Estrella
Es la novena estrella más brillante en el cielo, una supergigante roja. El color característico de esta estrella proviene de las bajas temperaturas de su exterior (unos 3000 K) y muestra que la estrella ha agotado ya la mayor parte del combustible nuclear que le proporciona su energía (fusión del hidrógeno) por lo que se encuentra al final de su vida.

Beta Orionis, Rigel
Orión
05h 14m 32.268s -08º 12' 05.98"
Estrella múltiple
Rigel es una supergigante blanco-azulada de clase B8 Ia. Se la considera un sistema triple, en el cual la estrella principal es orbitada por dos compañeras, Rigel B y C, cuya distancia entre ellas es de 28 UA, que giran en torno a Rigel A como una unidad, a un distancia de la misma de 2.000 UA.


Beta Persei, Algol
Perseus
03h 08m 10.1s +40º 57' 21"
Estrella binaria eclipsante
Es una de las binarias eclipsantes mejor conocidas. Como binaria eclipsante, en realidad consta de dos estrellas que orbitan una en torno a la otra. Debido a que la Tierra se halla en su plano orbital, la estrella más débil (Algol B) pasa frente a la estrella más brillante (Algol A) una vez por órbita, y la cantidad de luz que llega a la Tierra decrece temporalmente.

Alfa Piscis Austrini, Fomalhaut
Piscis Australis
22h 57m 39.0s -29º 37' 20"
Estrella
Se cree que Fomalhaut es una estrella joven, de sólo unos 200 millones de años. Está rodeada por un disco de polvo en forma de toroide con un borde interior muy agudo a una distancia radial de 133 UA, inclinado 24 grados respecto al eje terrestre. Se cree que el disco de Fomalhaut es protoplanetario y emite una considerable cantidad de radiación infrarroja. Un planeta, designado Fomalhaut b, fue detectado del análisis de la nube de polvo en 1998.

Alfa Tauri, Aldebarán
Taurus
04h 35m 55.2s +16º 30' 33"
Estrella
Situada a 65,1 años luz de distancia, Aldebarán es una estrella gigante naranja de tipo espectral K5 III con una temperatura superficial de unos 4000 K. Tiene una estrella acompañante distante, Aldebarán B, de magnitud +13,50. Es una enana roja de tipo espectral M2 V, cuya masa puede ser el 15% de la masa solar y su radio el 36% del radio solar. Su separación actual con Aldebarán A es de 607 UA. En 1997 se anunció el descubrimiento de un planeta gigante, Aldebarán b, alrededor de la estrella principal.

Caldwell 41, Hyades
Taurus
04h 27.0m +15° 52'
Cúmulo abierto
Es un cúmulo estelar abierto localizado en la constelación de Tauro. Sus estrellas más brillantes forman una "V" oblicua alrededor de la gran gigante Aldebarán, la estrella más brillante en el campo visual, la cual no es parte de este cúmulo. Las Híades están a 151 años luz de distancia de la Tierra. Consta de 80 estrellas situadas en una esfera de 12 pársec de diámetro, cuyo centro está a 37 pársec de la Tierra.

M45, Pléyades
Taurus
03h 47.10m +24° 07' 32"
Cúmulo abierto
M45, Las Siete Hermanas o Cabrillas, es un objeto visible a simple vista en el cielo nocturno con un prominente lugar en la mitología antigua, situado a un costado de la constelación Tauro. Las Pléyades son un puñado de estrellas muy jóvenes las cuales se sitúan a una distancia aproximada de 450 años luz de la Tierra y están contenidas en un espacio de treinta años luz.

miércoles, 10 de diciembre de 2008

AÑO INTERNACIONAL DE LA ASTRONOMIA 2009.


Nodo Chileno del Año Internacional de la Astronomía 2009
Director:
Dr. Patricio Rojo
Departamento de Astronomía
Universidad de Chile
Casilla 36-D - Fono 56 – (2) 9771136 – Fax 56 (2) 2293973


CONCEPTOS DE ASTROBIOLOGÍA.


1 - El árbol de la vida

La diversidad de la vida en la Tierra está muy extendida. Desde los organismos microscópicos que surgen en condiciones similares a las del ácido de una batería hirviendo, hasta criaturas delicadas como las mariposas ...parece que no hay límites para la imaginación de la naturaleza. Pero con esta diversidad viene la desafiante tarea de clasificar un número de organismos del planeta que es demasiado grande como para poder contarlo.
Autores: Chris Impey y Erika Offerdahl
Traducido para Astroseti por: Claudia Rodríguez
Antes de los años 70, la gente clasificaba los habitantes de la Tierra según la taxonomía natural, que se basaba en el registro fósil y la morfología (la forma y la estructura de un organismo). El primer sistema de clasificación dividía todas las criaturas terrestres en dos categorías: plantas o animales. Después de la publicación de Charles Darwin en 1859 de El Origen de las Especies, en el que proponía el modelo, ahora aceptado, de la selección natural, los eruditos buscaron establecer una descripción más detallada y precisa de la relación de los organismos en la Tierra.
En 1866, Ernst Haeckel desafió formalmente el árbol de la vida preexistente, que hasta ese momento había consistido en dos únicas ramas, plantas y animales. Fue en esta época cuando los científicos identificaron por primera vez los protistas, microorganismos unicelulares. Estos organismos no encajaban bien en ninguna de las dos categorías de la vida. Basándose en esto, Haeckel proclamó que el árbol de la vida debería contener tres ramas, no dos. Aunque Haeckel, y después otros científicos, continuaron añadiendo ramas al árbol de la vida y diversificándolo, las distinciones principales entre estas ramas se basaban en rasgos físicos y características de los organismos, no en relaciones genéticas.
En los años 70, el árbol de la vida había crecido hasta incluir 5 ramas principales, llamados reinos: Animalia, Plantae, Fungi, Protista y Monera. A pesar de que esta designación de los cinco reinos se hizo popular con rapidez y generalmente se enseña todavía, los microbiólogos han estado discutiendo la necesidad de una clasificación diferente, basada en un estudio molecular y citológico de las células. Durante más de 100 años, los microbiólogos han propuesto que la principal división de la vida debería realizarse entre bacterias y eucariotas, seguido por la división entre plantas y animales. Como resultado, también se acepta una clasificación en dos reinos: procariota y eucariota. Dos descubrimientos recientes han cambiado de manera significativa la manera en la que definimos el árbol de la vida moderno.
En los años 60, Linus Pauling y Emil Zuckerkandl introdujeron un nuevo método de examinar los organismos, la biología molecular y la filogenia, que estudiaban los bloques moleculares necesarios para la vida (como genes y proteínas), para determinar la relación genética real entre los organismos. Como resultado de este tipo de investigación, en 1977 Carl Woese y George Fox anunciaron el descubrimiento de las arqueo bacterias, organismos unicelulares que no se parecen a las bacterias más de lo que se parecen a los eucariotas. Este descubrimiento hizo tambalearse al sistema de clasificación de los dos reinos, Procariota y Eucariota. A nivel celular, las arqueo bacterias (conocidas comúnmente como arqueas) se parecen a otros procariotas en que carecen de orgánulos membranosos y poseen ADN circular en vez de lineal. Sin embargo, a nivel genético, las arqueas no se asemejan más a los procariotas que a los eucariotas.
En 1990, Carl Woese y sus colegas propusieron formalmente un árbol de la vida reestructurado. En este árbol moderno, hay tres dominios que preceden a todos los reinos preexistentes: Archaea, Bacteria y Eukarya. Igual que el árbol de la vida ha cambiado a lo largo de varios cientos de años, podemos esperar con bastante seguridad que cambie a medida que nuestra comprensión de las verdaderas relaciones genéticas entre los organismos aumente. Los científicos están secuenciando en la actualidad genomas enteros de organismos, y están determinando relaciones que no se habían previsto.
Lo que comenzó como un intento de ilustrar las relaciones entre los seres vivientes de la Tierra, como representaba la teoría de Darwin de la selección natural y la evolución, ahora ha sido iluminado, y confundido, por la ciencia moderna. Aunque las técnicas de secuenciación molecular nos están permitiendo rellenar las ramas del árbol de la vida, todavía estamos a años de distancia de poder trazar esas ramas hasta la raíz ancestral de toda la vida en la Tierra. ¿Qué es lo que está complicando nuestra búsqueda del último común antecesor de la vida en la Tierra? Según nuestros conocimientos básicos acerca de la herencia, un individuo en particular posee un material genético que transmite a su descendencia. A veces, durante este proceso, un individuo desarrolla mutaciones en su material genético que pueden, llegado el caso, ser transmitidas.
En cualquier caso, la idea principal es que el material genético pasa de los progenitores a la descendencia de arriba a abajo, de una manera lineal. Si este fuera el único mecanismo para la transmisión de genes, sería lógico asumir que el árbol de la vida tendría un trazado claro de ramas y brazos, y nos permitiría determinar fácilmente un antecesor común de la vida en la Tierra. Sin embargo, este no es el único mecanismo. Un proceso distinto, la transferencia lateral u horizontal de genes, ha influido de manera importante sobre el desarrollo y la evolución de la vida.
Este proceso supone el intercambio de material genético entre especies, en lugar de pasar de progenitores a descendientes. Si representáramos esto en un dibujo de un árbol, podríamos imaginar dos ramas saliendo de otras dos grandes ramas distintas, que tuvieran de repente una rama creciendo entre ellas, uniéndolas. La transferencia horizontal de genes ha aumentado considerablemente la complejidad de crear un árbol universal de la vida. Pero en nuestro esfuerzo por establecer este árbol, aprenderemos más y más acerca de los orígenes y la evolución de la vida en nuestro planeta y, esperamos, ampliaremos ese conocimiento a otros planetas o lunas.

2 - La Evolución y el Entorno Cósmico

Cuando niños aprendemos que los volcanes, la tectónica de placas y la erosión son procesos naturales que pueden tener efectos muy dramáticos en la Tierra, o en cualquier planeta.
Autores: Chris Impey y Erika Offerdahl
Traducido para Astroseti por: David Martínez
Lo que puede que no hayamos aprendido es que el esculpido geológico de la Tierra, de la Luna y de otros planetas no sólo esta influido por fuerzas internas sino también por algunas externas. Mediante su influencia sobre las condiciones geológicas, esas fuerzas están también modelando la evolución de las condiciones ambientales y biológicas en ese planeta. Nuestro entorno cósmico externo ha dado forma sin duda a la historia de la vida en la Tierra. Las evidencias del registro geológico indican que la Tierra ha experimentado su correspondiente cantidad de impactos.
Algunos detallados estudios conducen a los científicos a creer que algunos de los más pequeños cráteres de impacto en la superficie de la Tierra coinciden con las fechas de algunas modestas extinciones de especies en la historia temprana de la Tierra. Por ejemplo, un estudio encontró evidencia de un impacto coincidente con el fin del Periodo Devónico, hace 340 millones de años. El registro fósil durante el mismo periodo sugiere que el 70% de las especies se extinguió en menos de unos pocos millones de años. La más reciente extinción tuvo lugar hace unos 11 millones de años, cuando se estima que desaparecieron un 30% de las especies.
Se han identificado en el registro fósil hasta una docena de extinciones masivas. Sin embargo, sólo en un par de casos se ha encontrado un cráter de impacto de la edad correcta para correlacionarlo con una de ellas. La evidencia de las extinciones masivas ha conducido a un ajuste radical de nuestras teorías originales sobre la evolución. El trabajo de Darwin y sus sucesores, comenzado en los años 50 del siglo XIX, mostró que la evolución resulta de la selección natural; está guiada por la competición entre especies, junto con las mutaciones en la estructura genética de los organismos y la explotación de nuevos nichos ambientales. El resultado es la emergencia continua de variabilidad genética y nuevas especies.
En la teoría darwiniana clásica, la selección natural esta motivada por eventos dentro de la biosfera terrestre. Sin embargo, el descubrimiento de la extinción masiva correspondiente al comienzo del fin de los dinosaurios hace 65 millones de años lleva más lejos la concepción original de Darwin. Importantes eventos como estos indican que cambios drásticos en el entorno (y por tanto en el curso de la evolución) pueden también proceder de fenómenos astronómicos externos aleatorios, como la caída de un asteroide. Los procesos aleatorios pueden oscilar desde la descomposición de un átomo hasta el impacto de un asteroide.
Esta comprensión ha transformado dramáticamente nuestra noción de nuestro papel en el universo. Los escolares medievales creían que la Tierra era estable e inmutable. A medida que las ciencias naturales se desarrollaban, desde el Renacimiento hasta los tiempos de Darwin, los científicos asumieron que todos los cambios en la Tierra eran graduales y que todas las influencias importantes en el ambiente y la biología terrestres (sin contar el calor y la luz solar) venían del propio sistema interno terrestre. Ahora sabemos que eventos caprichosos como asteroides o impactos de cometas pueden alterar radicalmente el curso de la evolución.
Un recordatorio, que se puede visitar personalmente, es el famoso cráter de impacto en Arizona. De casi una milla de ancho, este cráter se formó sólo hace entre 20 y 50 mil años. Con total seguridad, la posibilidad de un impacto catastrófico durante una vida humana es ínfima. Como humanos, difícilmente vemos el efecto directo de estas grandes fuerzas cósmicas sobre nuestro planeta. Sin embargo, a lo largo de la historia geológica estas fuerzas han modelado el mundo en el que vivimos.

3 - Ambientes extremos en el Sistema Solar

Los humanos nunca se han visto limitados en su curiosidad por el mundo que los rodea. Es más, sólo se han visto constreñidos por la tecnología que les permitiera extender sus exploraciones más y más lejos.

Autores: Chris Impey y Erika Offerdahl
Traducido para Astroseti.org por: David Martínez

Todavía estamos descubriendo y explorando los rincones y resquicios de la Tierra. Por ejemplo, ha sido en las últimas décadas cuando hemos tenido la tecnología para aventurarnos en las grandes profundidades de los océanos. ¡De hecho, fuimos capaces de poner un pie en la Luna antes de explorar algunas partes de nuestro planeta!. En nuestras exploraciones hemos descubierto ambientes inusuales y alucinantes. Y muchos de ellos, a pesar de sus condiciones usualmente extremas, se han identificado como sustentadores de organismos vivos. En la tierra, hemos comenzado a crear listas de estos ambientes extremos. Desde los valles secos y helados de la Antártida hasta las fuentes hirvientes y ácidas del Parque Nacional de Yellowstone, la Tierra ciertamente posee su parte correspondiente de ambientes extremos.

Como astro biólogos, nos esforzamos en comprender estos ambientes con la esperanza de que nos sirva para entender mejor otros entornos extremos en el Sistema Solar. Puesto que definimos un ambiente como extremo respecto de la capacidad de un humano para sobrevivirlo, no debe sorprendernos que nuestro sistema solar tenga muchos ambientes extremos.

Un puñado de esos entornos son de interés para los astro biólogos pues posiblemente permitirán comprender los orígenes la evolución de la vida en la Tierra. Por ejemplo, el ambiente en la luna de Saturno, Titán, puede en principio parecer tan extraño como para no tener relación alguna con nada visto nunca en la Tierra. Con una espesa atmósfera, temperaturas engelantes, y lagos de metano líquido, el escenario en Titán es sin duda algo nunca visto por el ojo humano. Sin embargo, los científicos desde hace mucho sostienen que Titán puede ser un análogo congelado de la Tierra primordial.

Consecuentemente, los científicos estaban eufóricos cuando la nave Cassini capturó con éxito imágenes de la sorprendentemente dinámica luna. Con suficiente evidencia de tectónica y erosión, el ambiente extremo de Titán puede revelar secretos acerca de la infancia de nuestro propio planeta. Otra luna en nuestro sistema solar representa otro interesante ambiente extremo. Europa, una de las lunas de Júpiter, está cubierta por una corteza gruesa de hielo de agua que se piensa cubre un océano global. Con sólo una muy fina atmósfera de oxígeno, esta helada luna es altamente vulnerable a la radiación ionizante emitida por Júpiter.

La vida en la superficie de Europa encontraría enormes dificultades para sobrevivir. Sin embargo, bajo la capa de hielo la vida puede ser capaz de buscar refugio de la radiación y encontrar fuentes de energía geotermal en el fondo del océano. La casi total ausencia de cráteres de impacto hace pensar que Europa tiene una superficie muy activa. Algunas exploraciones de nuestro planeta pueden ayudarnos a planear futuras misiones a Europa. Algunas veces se ha pensado que el lago Vostok en la Antártida es un análogo de Europa en miniatura. Su superficie está completamente congelada; ¡el agua debajo no se ha expuesto al aire durante millones de años! Aprender a perforar a través de la helada capa sin contaminar el agua subyacente puede dar claves para futuras exploraciones de los océanos de Europa.

Uno de nuestros vecinos más cercanos, Marte, ha sido de sumo interés para los científicos. La proximidad a la Tierra ha hecho posible enviar varias naves y satélites al planeta rojo. ¿Y que ha revelado toda esta instrumentación? Marte es un planeta frío con una atmosfera delgada que contiene principalmente dióxido de carbono. Bombardeada con radiación ultravioleta desde nuestro Sol, la superficie de Marte es altamente oxidante. Sin embargo, recientes misiones han revelado agua congelada bajo la superficie en varias regiones, incluyendo un posible mar congelado cerca del ecuador.

El agua congelada es de enorme interés para los astro biólogos puesto que la mayoría coinciden en que el agua líquida es el primer prerrequisito para la vida. Pese a las rigurosas condiciones en la superficie del planeta, la posibilidad de bolsas de agua líquida bajo la superficie es también intrigante. Marte representa una ambiente extremo en el sistema solar del cual somos capaces de recolectar una cantidad significativa de datos. En nuestro sistema solar los ambientes extremos son la regla más que la excepción.

Por ejemplo, un vistazo a las cuatro mayores lunas de Júpiter revelan cuatro entornos muy distintos y extremos. Venus, nuestro planeta hermano, tiene extremadamente altas temperaturas y condiciones acidificantes. Mercurio está hirviendo en la cara orientada al Sol y helado en la otra. El objetivo no es identificar ambientes extremos. No, el objetivo será identificar vida en esos entornos extremos si es que efectivamente existe allí.

4 - Vida en el Universo

La evidencia de vida pasada o presente en algún lugar del universo sería sin duda un punto de inflexión en la historia humana. Hay muchas cuestiones en la mano cuando se considera la probabilidad de que la vida exista fuera de la Tierra.
Autores: Chris Impey y Erika Offerdahl
Traducido para Astroseti.org por: David Martínez y Lourdes Cahuich
Se han identificado unos 100 planetas, la mayoría del tamaño de Júpiter o mayores, han sido identificados fuera nuestro Sistema Solar. Hasta ahora, no hay evidencia que indique que alguno de estos planetas es habitable. Sin embargo los astrónomos tienen razones para pensar que es cuestión de tiempo para que se identifiquen planetas habitables.
Más aún, experimentos realizados en laboratorio así como la evidencia en los inicios de la historia de la vida en la Tierra tienen implicaciones significativas para la formación de vida en otros planetas. Se ha sugerido que la vida probablemente se iniciaría en otro planeta si se presentaran de manera simultánea la energía, agua líquida y los químicos correctos.
Los cuatro elementos principales que son necesarios para la vida como la conocemos (hidrógeno, oxígeno, carbono y nitrógeno) se sabe que existen en cualquier parte del Universo. Sin embargo, a pesar de que se han hecho varios intentos, los científicos hasta el momento no han podido reproducir la progresión desde las moléculas orgánicas hasta los organismos vivos más simples en el laboratorio.
A pesar de nuestra falta de habilidad para re crear el origen de la vida en la Tierra, sabemos que dicha vida se originó muy pronto, dentro del primer 10% de la historia completa de nuestro planeta. ¿Entonces es posible que la vida exista en cualquier otro lugar? El principio de la vida en la Tierra con los organismos unicelulares y su posterior evolución en formas de vida más complejas no fue tranquilo ni predecible.
Tampoco esta claro si el inicio de la vida en la Tierra fue un incidente único y aislado. A través de la historia geológica de la Tierra, la vida pudo haber sido eliminada o detenida severamente por eventos externos tales como meteoros o impactos de cometas. En consecuencia, la vida pudo haber surgido en una multitud de ocasiones en un número de formas. En cualquier caso, la evidencia biológica muestra que la vida es altamente adaptable y que las especies pueden evolucionar para prosperar en diferentes medios, desde temperaturas extremas y enormes presiones en las profundidades del océano hasta los ambientes altamente ácidos en el azufre de las aguas termales.
Una vez que la vida se estableció de manera permanente en el planeta, comenzó su evolución hacia una mayor complejidad, aún cuando dicha complejidad no sea necesaria para que un organismo tolere o se adapte al ambiente. Aunque la mayoría de los científicos están de acuerdo en que el origen de organismos unicelulares en planetas y satélites es probablemente algo que ocurra comúnmente, existe un debate entre los astrobiólogos sobre la probabilidad de vida más compleja (y quizá inteligente) más allá de la Tierra.
Peter Ward y Donald Brownlee escribieron lo que se conoce como "La hipótesis de la Tierra poco común", una tesis que argumenta en contra de la ubicuidad de vida compleja en el Universo. Si examinamos la existencia de vida compleja observando nuestro propio planeta, se vuelve evidente que la vida eventualmente evolucionará inteligencia en algunas pocas especies y la habilidad para manipular el ambiente global en uno. Sin embargo, la inteligencia puede no ser una consecuencia inevitable de la evolución.
En la Tierra tomó casi cuatro mil millones de años para evolucionar y es solo evidente en apenas un puñado de los millones de especies en el planeta. ¿Qué tal si el desarrollo de la inteligencia no es un resultado final probable para la vida en general? A pesar de la enorme incertidumbre sobre la existencia de vida inteligente en la galaxia, los astrónomos han hecho esfuerzos tentativos para comunicarse a través del espacio interestelar. Actualmente, no hay evidencia de que formas de vida extraterrestre hayan visitado nuestro planeta o tratado de establecer contacto, de cualquier otra forma, con nosotros.
La Humanidad solo puede conjeturar las razones del por qué. Quizá el desarrollo de la vida en el Universo no es algo común y nosotros en verdad nos encontramos solos. Quizá la civilización inteligente más cercana está demasiado alejada. Quizá es algo natural en la progresión de una civilización destruirse a si misma antes de navegar exitosamente por el Universo. Quizá seamos nosotros la única civilización que encuentra algún mérito en la comunicación a través del espacio.
Quizá ellos existen pero no hemos podido reconocerlos. Después de todo, no hay una razón científica para pensar que los extraterrestres serán parecidos a nosotros física o culturalmente. Arthur C. Clark ha hecho énfasis en que cualquier civilización mucho más avanzada que la nuestra, podría parecernos como si hicieran magia. El físico Enrico Fermi propuso lo que se conoce actualmente como la "Paradoja de Fermi". Quizá estamos demasiado limitados por nuestro propio concepto de civilización.
De acuerdo con Fermi, tenemos razones para pensar que la Tierra no es, de manera alguna, única o especial, por lo que otros planetas similares al nuestro deberían existir, lo mismo que otras civilizaciones. Sin embargo, si este enunciado es verdadero, entonces nuestra galaxia ya debería estar colonizada. Aun así no hay evidencia de civilizaciones galácticas o universales. Muchos científicos y filósofos han propuesto sus propias soluciones a esta situación paradójica. A pesar de cientos de años de especulación, nadie ha llegado a alguna respuesta concreta sobre la vida más allá de la Tierra.