lunes, 7 de febrero de 2011

LAS CONSTELACIONES

Para una más fácil identificación de las constelaciones, esta actividad debe complementarse con la actividad del localizador de estrellas. Con este sencillo taller, los estudiantes aprenderán a identificar, de una manera casi automática, los asterismos mediante los cuales identificamos algunas de las principales constelaciones.

Las constelaciones.


Para todos los pueblos agricultores de la antigüedad, el conocimiento del cielo ha sido fundamental; su observación les permitió calcular los momentos precisos para realizar siembras y cosechas; para prepararse para el invierno o protegerse de los rigores del verano. La aparición de ciertas estrellas en el cielo marcaban las futuras condiciones climáticas y gracias a ello establecían diferentes acontecimientos de la vida comunitaria.
El cielo era, para ellos, uno de los grandes misterios y pronto empezaron a ver en las agrupaciones de estrellas elementos sobrenaturales; personajes temidos o amados, benéficos o maléficos que podían interceder ante las divinidades. Posiblemente ese sea el origen de la construcción de muchas de ellas.
Una constelación es una agrupación de estrellas cuya posición en el cielo nocturno es aparentemente tan cercana que las civilizaciones antiguas decidieron conectarlas mediante líneas imaginarias, trazando así figuras sobre la bóveda celeste. En el espacio tridimensional, en cambio, las estrellas de una constelación no están, necesariamente, físicamente asociadas; incluso pueden encontrarse a cientos de años luz unas de otras. Por otro lado, dichos grupos son completamente arbitrarios, ya que distintas culturas han reconocido constelaciones diferentes, incluso hasta haciendo uso de las mismas estrellas.
Antiguamente, las constelaciones eran grupos de estrellas unidas esquemáticamente de manera que formaran un dibujo. Hoy, partiendo de esas agrupaciones, la Unión Astronómica Internacional ha dividido la esfera celeste en 88 sectores y todas las estrellas que se encuentran en un área concreta forman parte de ese sector, llamado constelación. Normalmente, en el esquema se ponen sólo las más importantes y el dibujo puede variar al agregarse más o menos elementos.
Fuente: http://www.astrodomi.com.ar/Astrodomi/Constelaciones.html#grid


Las constelaciones, según su localización en la bóveda celeste, se dividen en los siguientes grupos:
Constelaciones circumpolares norte: las que se encuentran alrededor del polo norte celeste: Camelopardalis, Cassiopeia, Cepheus, Draco, Lacerta, Lynx, Ursa Major y Ursa Minor.
Constelaciones del hemisferio norte: Andrómeda, Auriga, Bootes, Canes Venatici, Coma Berenices, Corona Borealis, Cygnus, Hércules, Leo Minor, Lyra, Pegasus, Perseus, Sagitta, Triangulum y Vulpécula.
Constelaciones ecuatoriales: son las que se encuentran sobre la línea del ecuador celeste: Canis Minor, Cetus, Delphinus, Equuleus, Monoceros, Orión, Scutum, Serpens y Sextans.
Constelaciones zodiacales: Las que se encuentran sobre la eclíptica: Aries, Tauro, Gemini, Cáncer, Leo, Virgo, Libra, Scorpius, Sagitarius, Capricornus, Aquarius, Ophiuchus y Pisces.
Constelaciones del hemisferio sur: Antlia, Caelum, Canis Major, Centaurus, Columba, Corona Australis, Corvus, Eridanus, Fornax, Hydra, Lepus, Lupus, Microscopium, Piscis Austrinum, Puppis, Pyxis y Sculptor.
Constelaciones circumpolares sur: las que se encuentran alrededor del polo sur celeste: Apus, Ara, Carina, Chamaeleon, Circinus, Crux, Dorado, Horologium, Hydrus, Indus, Mensa, Musca, Norma, Octans, Pavo, Phoenix, Pictor, Reticulum, Telescopium, Triangulum Asutralis, Tucana, Vela y Volans.
Reconocer las constelaciones sin un punto de partida de referencia, resulta poco menos que imposible, de ahí que sea necesario establecer la búsqueda de cada una de ellas partiendo de, al menos, algún elemento conocido.
Para los habitantes del sur, la constelación más conocida es Crux (La cruz del sur), que junto con las tres estrellas del cinturón de Orión, son las que se utilizan como referencia para la búsqueda del resto de constelaciones.
Casi todos los habitantes que viven al norte del ecuador saben reconocer la Osa Mayor (Ursa Major o conocida también como "El carro" o "El cazo") y es comúnmente la constelación que se toma como referencia para ir buscando, poco a poco, a las demás. Primero las circumpolares y a partir de éstas poder encontrar otras. Otras constelaciones que se utilizan mucho como referencia son Aquila, Cassiopeia y Orión.


En esta página de la Web comenzaremos por publicar las Constelaciones del Hemisferio Sur.